Blog

“Como agua y aceite”

Un metal hidrofóbico que repele el agua como si fuera mercurio. Esto es precisamente lo que hace unos meses consiguieron crear científicos de la Universidad de Rochester en Estados Unidos.

El tratamiento a seguir es muy simple, dibujando ciertos patrones con láser sobre la superficie del metal, se crea una serie compleja de estructuras, casi imperceptible, que cambia las propiedades del material de manera que el metal repele el agua de manera extrema, haciendo que el agua rebote al caer sobre el material una y otra vez hasta deslizarse fuera de la pieza tratada.

Este tipo de materiales es mucho más eficiente que los revestimientos químicos usados hasta ahora como el teflón y tiene la ventaja de que está incorporado dentro del mismo material, por lo que es más resistente y duradero.

La aplicación de este material ofrece numerosas posibilidades para la vida cotidiana, como por ejemplo: evitar la oxidación de equipos, evitar la formación de hielo y escarcha en determinados equipos…,, pero sobre todo este material puede ser realmente útil aplicado en el ámbito del saneamiento.

De esta forma, un urinario fabricado con este material podría mantenerse limpio por mucho tiempo minimizando el uso de agua en zonas en las que ésta escasea.

agua

También podría usarse para la recolección de agua en zonas desérticas, creando recipientes para una recolección de agua de forma efectiva o en centros hospitalarios permitiendo una esterilización más efectiva y duradera de los espacios y equipos médicos.

Las cualidades de este material no han pasado desapercibidas para la fundación Gates, que ha decidido apoyar el proyecto por los múltiples beneficios que puede aportar a los países en vías de desarrollo.

A día de hoy, el mayor problema que plantea este tratamiento por láser es su producción a gran escala, pues se necesita de media una hora para terminar de tratar una pieza de un centímetro cuadrado.

agua_2

 

Actualmente se está investigando también la posibilidad de aplicar este tratamiento a materiales distintos al metal y es cuestión de tiempo que se puedan apreciar los resultados.

¿Qué más usos se os ocurren para este nuevo tipo de material? Déjanos tus ideas en los comentarios.

Fuente de las imágenes:
www.latercera.com
metodosdeinvestig.wordpress.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *