Blog

Arduino: La revolución de la programación

Aunque suene a nombre de videojuego, lo cierto es que esta pequeña placa de programación ha revolucionado el mundo de la robótica en general.

Definir qué es Arduino es algo complejo pero, a grandes rasgos, podemos definirlo como un un microcontrolador, un pequeño sistema de procesamiento. Sin embargo, su condición de sistema libre ha propiciado tantas variaciones de lo mismo, que Arduino no es una pieza de hardware única y de hecho podemos encontrar tantas configuraciones como desarrolladores dispuestos a hacer cambios en los esquemas puedan existir.

Arduino

La historia de la creación de Arduino es bastante curiosa. Hasta hace un par de años, un estudiante de ingeniería de sistemas o electrónica que quisiera llevar a cabo un proyecto en dónde hacía falta hacerse con placas y microcontroladores tenía un problema, pues los precios de estas rondaban los 100 dólares. Ese tipo de precios ya era bastante complicado en el primer mundo para un estudiante y en la mayoría de los casos los alumnos preferían abandonar este tipo de proyectos.

La solución a este problema llegó de la mano de Massimo Banzi y Hernando Barragan quienes desarrollaron una plataforma que fuera lo suficientemente completa como para competir con los costosos sistemas comerciales, pero que al mismo tiempo fuera económica y cuyos códigos de programación pudieran encontrarse en Internet. Por otra parte, aún teniendo la placa, un estudiante podía fallar en el ensamblaje del prototipo y el proceso de soldadura era largo y complejo. Arduino acabó con este problema, al crear un sistema de pins en donde el ensamblado de cables es mucho más sencillo y rápido.

Arduino_1

En la actualidad, Arduino y sus variantes, pueden ser adquiridos por precios que rondan entre 10 y 30 dólares, dependiendo de proveedores y distribuidores. Los diseños también pueden ser directamente descargados de Internet de manera gratuita, y el usuario puede ensamblarlos y cargar el software necesario para hacer funcionar los microcontroladores.

El funcionamiento de Arduino es bastante simple y pueden resumirse en tres. En primera instancia, tenemos una interfaz de entrada, que puede estar directamente unida a un periférico o conectarse a ellos por diferentes tipos de puertos. El objetivo de esa interfaz de entrada es llevar la información al microcontrolador, la pieza encargada de procesar esos datos. Dicho microcontrolador varía dependiendo de las necesidades del proyecto en el que se use la placa.

Arduino_2

Por último, tenemos una interfaz de salida, que lleva la información procesada a los periféricos encargados de hacer el uso final de esos datos, que en algunos casos puede bien tratarse de otra placa en la que se centraliza y procesa nuevamente la información, o sencillamente u periférico como una pantalla o un altavoz en dónde se verá traducida la información procesada por la placa de Arduino.

¿Alguna vez habéis trabajado con Arduino?  ¿Cuáles han sido vuestras experiencias? Déjanoslas en los comentarios.

Fuente de las imágenes:
wikipedia.org
flickr.com
pixabay.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *